• 01.jpg
  • 1.jpg
  • 2.jpg
  • 3.jpg
  • 4.jpg

Las materias primas usadas en la producción de alcohol son el jugo y las mieles generadas en el proceso de fabricación de azúcar.

La producción de alcohol pasa por varias etapas:

Pre-fermentación:

En el proceso de pre-fermentación es donde se desarrollan las levaduras. Estas son de alta calidad, principalmente de la especie Saccharomyces cerevisiae, cuidadosamente seleccionadas y purificadas.

Sus cultivos se activan en el laboratorio a una temperatura de 30 °C, pasando posteriormente a un semillero de fábrica, donde son adicionados los elementos necesarios para su crecimiento y reproducción.

Del semillero, la levadura pasa a los pre-fermentadores, donde se incorporan el jugo y la miel provenientes de los tanques de almacenamiento ya combinados por un mezclador en línea. Esta miel diluida es conocida como mosto. El objetivo de la pre fermentación, es que la levadura crezca y se multiplique, pero sin producir alcohol. Esto se logra añadiendo una fuerte corriente de aire al proceso.

Fermentación:

Una vez obtenido el volumen necesario de levadura en el mosto, este se traslada al área de fermentación. Durante esta etapa no se aplica aire, ya que aquí estamos interesados en la producción de alcohol.

Las levaduras en ausencia de oxígeno cambian su metabolismo, realizando una fermentación anaeróbica, donde desdoblan las moléculas de sacarosa de la miel para producir alcohol y CO2.

Durante la fermentación, se agregan a la levadura más mosto y una serie de nutrientes y químicos requeridos para la realización de la función fermentativa. El alcohol producido se encuentra diluido en el mosto a una concentración de aproximadamente 8%.

Destilación:

Una vez que el mosto ha sido fermentado por la acción de la levadura, éste es enviado hacia las columnas de destilación para extraer el alcohol (separarlo del mosto).

El proceso de separación del alcohol y el mosto se da debido a que el alcohol y el agua tienen diferentes puntos de ebullición. El mosto es elevado a una temperatura en la que únicamente hierve el alcohol, se convierte en vapor, sale por la parte superior de la columna, y pasa a la siguiente, dejando atrás el agua y demás impurezas, las cuales son conocidas como vinaza.

Cada columna adicional extrae una mayor cantidad de humedad e impurezas, hasta obtener un producto final con alta pureza y un grado de concentración de alcohol de 96%. En la destilación se obtienen alcoholes de diferentes tipos, entre estos los siguientes:
Alcoholes Potables; Alcoholes Industriales y Alcoholes para producir el Biocombustible ó Alcohol Combustible.

En el proceso de fabricación de Alcoholes Potables se cuenta con varias certificaciones como la ISO 9001, HACCP y OSHA 18000.

En Alcoholes Combustibles, se posee la OSHA 18000, EPA, ISCC, entre otras.

Deshidratación:

En la destilación se obtiene un producto con alrededor de 96% de concentración de alcohol. Para remover humedad y alcanzar el 99.5% requerido para utilizar el alcohol como combustible, es necesario deshidratarlo.

En la planta de deshidratación el alcohol es vaporizado y sobrecalentado y se hace pasar por tamices moleculares donde se aumenta su concentración hasta 99.85%.

Finalmente, el alcohol es enviado a diferentes destinos. Si es para exportación por barco. Este se envía en camiones cisterna a tanques de almacenamiento en el Puerto de Corinto, desde donde se carga a los tanques de la embarcación. Si es para exportación terrestre, se carga directamente a los camiones cisterna que lo transportarán.